La Iglesia es el instrumento que Dios ha elegido para trabajar

La Iglesia es el instrumento que Dios ha elegido para trabajar

“…sobre esta roca edificaré mi iglesia”
Mateo 16:18

“Asamblea” es el significado puro, etimológico de Iglesia. Convocados, sacados de fuera, del mundo y enviados a una misión, no sólo para estar juntos; eso es la Iglesia, el sentido de lo que nos tiene aquí. Sacados de un estilo de vida, convocados por Jesucristo. Lo que compartimos de los ministerios, del esfuerzo de tantos voluntarios, todo tiene que ver con combatir cinco gigantes que operan en este mundo:

1- Vacío espiritual: no saben quién es Jesús, cuál es su propuesta, la posibilidad que se nos abre en su persona.
2- Liderazgo egocéntrico: Jesús se contrapone a aquellos que se sirven de los otros. La Iglesia está para ser alternativa.
3- La pobreza: la espiritual y la física. Ante tantos millones, incluso en el Primer Mundo, estamos convocados a trabajar.
4- Pandemias: luchar para eliminar enfermedades.
5- Analfabetismo: limitante para tantas personas

¿Qué recursos tenemos? Jesús es el primer interesado en edificarnos, en ayudarnos a cumplir la misión. La Iglesia es el instrumento que Dios ha elegido para trabajar. No hay otro organismo tan participado, la red más amplia de distribución. Pasan imperios y poderes, pero Jesús sigue edificando. Hoy, en el mundo, conocerán al Señor entre 60.000 y 100.000 personas. Amamos porque hemos sido previamente amados.

Predicación Asamblea del 17 de febrero)
Andreu Dionís

Add Your Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *